Pasadores Cilíndricos - Herramientas Cajón 5

  • Descripción
  • Uso y Manejo
  • Normas de Seguridad
  • Catálogo
  • Video
  • Ejercicios

Se definen los pasadores como piezas metálicas en genaral de acero, con diferentes formas y dimensiones. Suelen introducirse atravesando las piezas que deben unir. Según su forma se emplearán para:


-Trasmitir el movimiento entre dos piezas,
-situar dos piezas asegurando una posición relativa del conjunto
-Inmovilizar, o incluso
-Servir como guías o articulaciones.

 

Los tipos más comunes son: cilíndricos, cónicos, elásticos, en espiral, de aletas, tipo Beta y estriados.

 

No resulta muy funcional un pasador con un diámetro pequeño y una longitud exagerada; por ello existen unas tablas que nos relacionan ambos valores.

 

Se describe el funcionamiento de los cilíndricos y de los cónicos, dada su similitud:

 

*CILÍNDRICOS:

 

Precisan de un agujero con buen acabado superficial (logrado con escariado). Suele emplearse para situar piezas de una forma determinada, a modo de guía (siendo necesario que las superficies de las piezas a unir sean planas). En cambio no suelen quedar expuestos a esfuerzos de cortadura, pues en raras ocasiones se utilizan para transmitir movimientos.

Se clasifican en función de la forma de sus extremos: de extremos abombados, achaflanados y con extremos cilíndricos sin chaflán.

 

Quedan definidos por la norma UNE-EN ISO 2338:1998_ y en su nomenclatura se escribirá el tipo de pasador seguido del diámetro y de su longitud.

 

*CONICOS:

 

Su forma es cónica (de valor constante 1:50) y abombada en los extremos; siendo varios los tipos de construcción: cónicos, pasador cónico con rosca interior (longitudinal a uno de sus extremos) y cónico con espiga roscada (en uno de sus extremos).


El agujero se taladra al diámetro menor del pasador y luego se le practica un escariado cónico con conicidad 2% (que coincide con la conicidad del pasador).

 

Son capaces de transmitir momentos torsores entre dos piezas, a la vez que hacen de sujeción. En estas condiciones deberán soportar los esfuerzos de cortadura debidos a la transmisión de movimiento; un ejemplo sería el de transferencia de movimiento de rotación de un eje a una rueda dentada, bloqueando a la vez a esta axialmente.

 

Se definen bajo la norma UNE EN 22339-1993 diferenciándose dos tipos: A (pasadores rectificados) y B (pasadores torneados).

 

El diámetro que sirve para identificarlos es el pequeño (por ser el que puede medirse con mejor precisión en el agujero donde se alojará el pasador.

 

En su referencia también se indicará el material con que se realiza y la dureza (HV, dureza Vickers)

 

Pasador cónico ISO 2339-B-5*30 St (acero) 130 HV


Se van a dar las paútas de buen uso en el montaje y desmontaje de pasadores de este tipo.

 

*Montaje de pasadores:

 

-En los cilíndricos:

 

Al realizar el taladrado y el escariado las piezas estarán unidas para evitar descentramientos; se aconsejan varios pasadores situados asimetricamente de forma que no existan confusiones al unir las piezas.

 

-En los cónicos:

 

Se introducirán por el extremo de menor diámetro, asegurando que las piezas que atraviesan tienen una conicidad adecuada.

 

Para introducirlos se les aplicarán golpes con el martillo, hasta ajustarlos; sin presionar demaseado pues podrían dañarse las piezas a unir y dificultar su extracción.

 

En ambos modelos una vez colocada la pieza, será necesario la fijación con tornillos (preferiblemente de cabeza plana, pues al incidir las fuerzas de apriete de forma perpendicular, se asegura mejor la unión)


*Desmontaje de pasadores (cilíndricos y cónicos)

 

Se utilizará un botador, cuyo diámetro será inferior al del pasador (luego el paso primero será determinar el pasador a extraer). Puesto en contacto el botador con el pasador, se darán golpes con el martillo, para que salga el pasador progresivamente. Esta forma de operar tendrá mayor importancia en pasadores cilíndricos.

 

Se aconseja que el impacto sea seco y contundente, ya que los golpes débiles suelen provocar el recalque de la cabeza, con las dificultades para la extracción final del pasador.

 

Algo frecuente es que el extremo de menor diámetro no sea accesible, se desmontará por el lado de mayor diámetro; esto solo podrá hacerse en caso de haber montado un pasador cónico con espiga roscada o con rosca interior.

 

* En el montaje:

 

Se tendrá especial precaución en utilizar pasadores en un número acorde al peso de las piezas que vayan a ser ensambladas, pues podría deshacerse la unión y provocar atrapamientos en extremidades inferiores y superiores.

 

Las operaciones de taladrado y escariado provocan unas virutas que hay que eliminar, se tendrá especial cuidado con el escariado (cuyas virutas son largas, finas y cortantes): se utilizarán gafas de protección.

 

En los golpes a propinar con el martillo al pasador, siempre se dará por la superficie plana de este, incidiendo de forma perpendicular con la cabeza del pasador para no deformarla; se utilizarán guantes de protección.


* En el desmontaje:

 

Se utilizarán guantes de protección mecánica y gafas con especial cuidado de proyección de particulas y de golpes en las manos.

video
ejercicios

Abre Cajón 7 Abre Cajón 6 Menú inicio Abre Cajón 4 Abre Cajón 3 Abre Cajón 2 Abre Cajón 1